img-20170713-wa0003-660x400

Se premió a comerciantes certificados de la región de Aysén

La I. Municipalidad de Coyhaique, CONAF y el Sistema Nacional de Certificación de Leña (SNCL) fueron los gestores de la iniciativa.

El pasado jueves 22 de junio, en el centro cultural de Coyhaique, se realizó la ceremonia de reconocimiento y entrega de licencias 2017 a comerciantes y productores de leña certificada, actividad ejecutada entre el Municipio, la Corporación Nacional Forestal y el Consejo de Certificación de Leña de Aysén.

13 fueron los comerciantes y productores del rubro reconocidos por el aporte al cuidado del medio ambiente y por su trayectoria en el SNCL, además se destacó la incorporación de los nuevos comerciantes que ingresaron al mercado de la leña certificada.

La Ilustre Municipalidad de Coyhaique a través de su departamento de Gestión, Medioambiente y Servicios promueve el uso sustentable de los recursos naturales, impulsa la incorporación de principios de producción limpia, fomenta el desarrollo de la cultura ambiental y fortalece la institucionalidad ambiental en el ámbito regional y local.

El alcalde (s), Orlando Alvarado, destacó la importancia de estas instancias en donde se premia la buena gestión y trabajo realizado por los comerciantes en la ayuda de la descontaminación de la ciudad.

“Realizamos hoy día un reconocimiento y entrega de licencias 2017 a los comerciantes certificados para resaltar y agradecer el aporte que hacen ellos hoy día a la descontaminación de la ciudad de Coyhaique aportando con un producto de calidad. Quisimos reconocer esta labor tan difícil y a veces poco comprendida e incluso que requiere mucho tiempo, tanto en el predio, en la elaboración, en la faena de producción de leña, en la etapa de secado y en la entrega final del producto”.

Por su parte, el Sistema Nacional de Certificación de Leña se encuentra presente en la región desde el año 2007 y funciona a través de la Secretaría Técnica Aysén, la cual se articula con el Consejo de Certificación de Leña (COCEL) de Aysén, entidad en la que participan organismos públicos y privados.

 “Todos los años estamos incorporando a nuevos comerciantes, sabemos que luchamos contra la corriente porque hay gran informalidad en el mercado. El llamado es a cumplir con la legislación vigente y a vender un producto de calidad; eso significa que tenga un origen conocido, un plan de manejo, que sea leña seca y que le entregue un servicio al consumidor como cualquier otro bien de consumo que uno compra en el mercado”, explicó Hugo Marín, secretario técnico (s) Aysén.

Uno de los organismos que ha estado involucrado desde sus inicios en el COCEL Aysén es CONAF, quien a través de su director (s) destaca la labor realizada estos años.

 “Hoy en día se entregó la validación y la certificación nuevamente a estos propietarios, es una iniciativa que apoyamos porque para nosotros el causante de la contaminación hoy en día en Coyhaique no es el uso de la leña, es el mal uso de la leña, por lo tanto, el consumir leña seca y de calidad favorece la disminución de la contaminación en Coyhaique, y nosotros como CONAF tenemos compromiso de fiscalización; de dónde proviene la leña, bosques con planes de manejo, etc”, comentó Marcelo Döner, Director (s) CONAF Aysén.

Los comerciantes galardonados por su trayectoria fueron Klaus Kunick (Comercial Klaus Kunick), Edén Espina (El Patrón), Marcos Gallardo, Silvia Vásquez (El Paisano) y Soledad Páez (Agrícola, Ganadera y Forestal Trahuilco), ya que están trabajando en la certificación desde sus inicios en la región.

Además, también se entregaron las licencias de certificación 2017 a los siguientes comerciantes y productores de leña certificada: Sociedad de Servicios Forestales y Transportes R y E Ltda., Luis Sáenz, Heriberto Contreras, Agrícola Queulat Ltda., Jacqueline Flores, Mirta Saihueque (Leñería El Chilote), Luis Cabezas (Leñería Eloy) y Hernán Sotomayor.

“Fue una actividad muy motivadora reconocer a los comerciantes para que sigamos trabajando en esta cadena que tiene muchos actores, desde las autoridades hasta el usuario final del producto leña, para lograr en un par de años más tener un Coyhaique descontaminado, que nuestros hijos y nuestros nietos puedan respirar aire más puro”, expresó Klaus Kunick, comerciante certificado premiado.

 

 






¿Quieres ser socio de la Agrupación de Ingenieros Forestales por el Bosque Nativo?